Fran Merino, Primer equipo, Real Jaén — noviembre 10, 2013 at 12:24

Ni antes ascendía el Real Jaén, ni ahora desciende

por

gaitanFran Merino // @FranJMerino

He tardado en escribir estas líneas desde que el Real Jaén perdió el pasado domingo contra el Mirandés por dos goles a uno en el estadio de La Victoria. Sin embargo, como dice el dicho, “más vale tarde que nunca”. Lo tenía escrito, antes del partido de ayer, pero aunque sea populista, tras la gran victoria por 0 a 3 y el gran juego de ayer contra el Barça B en su campo. Sigo diciendo lo que escribe antes de él, ¡no estamos tan mal!

Vamos a centrarnos en los temas que acontecen, que como dice el titular del artículo, sería lo que se ha murmurado desde el domingo pasado, tras dicha derrota, y es que el equipo no vale para nada, pues oigan, yo estoy aquí para decir que no estamos tan mal, pero ojo, sin ¡Al loro! como parafraseo hace unos años el ex-presidente del Barcelona, Joan Laporta.

Ya en este encuentro el ambiente estaba enrarecido, extraño, ‘pipero’… Con los buenos resultados de los partidos anteriores, nuestras gradas se volvieron señoriales, bajar a la Victoria el pasado domingo fue más como ir al teatro que la ‘olla a presión’ que es, habitualmente, y eso lo necesita el equipo. Y lo mejor estaba por llegar, las pitadas a jugadores, y especialmente la que recibió el ‘héroe del ascenso’, Raúl Gaitán, ¿o ya no lo es?, que duro es esto del fútbol, se olvida rápido. El lunes tuve la suerte de compartir tertulia en la radio con él, y al chico se le veía afectado, aunque el en todo momento afirmo que la gente viene a eso y que está en su derecho de quejarse con lo que le parece mal. Sin embargo, lo que venía a defender sobre esto, es que animemos más y pitemos menos, más estando como estamos y con un jugador que todavía no está al 100% y necesita ganar confianza, se merece que la afición le devuelva lo que ha dado. Además, ¡no estamos tan mal!
Lo que si que es indignante y para nada positivo para el club, es el baile político, el baile de consejeros de administración en el Real Jaén. Todas esas moviolas solo pueden desestabilizar al equipo, basta ya de cambios en tiempos revueltos y más, tras una derrota. Por cierto, algo extraña el regreso de Segundo Espinosa que volvió tras la desvinculación del vicepresidente del equipo, Juan Carlos Hidalgo, ¿no les parece?
Y mi último comentario de porque no estamos tan mal, es claro, el juego sigue siendo exquisito por parte del equipo de Manolo Herrero, en el partido del Mirandés, la mala suerte se cebo con nosotros (vuelve la maldición de los palos), Jona sigue a nivel estelar y en los próximos partidos quitando Zaragoza, jugamos con rivales directos, que están detrás nuestro y que hay que vencer, si o si. Esto lo hemos empezado a hacer, con la victoria de ayer, ya que vale 6 puntos y no 3 contra el barcelona B. Por poner una pega a Manolo, sigo insistiendo como he dicho esta semana en la tertulia, el once del Real Jaén tiene que ser más cerrado y no hacer tantas variantes en cada partido, la meritocracia semanal está bien, pero hasta cierto punto, y más ¡Jozabed! Por lo demás, como vengo diciendo, no estamos tan mal.
Etiquetas

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *